Un universo paralelo

Si combinamos la imaginación con la tecnología, obtenemos resultados inesperados. Esta mezcla entre lo ya conocido y lo nuevo es fascinante para un profesor.

 

La robótica siempre puede ser apasionante, últimamente estoy descubriendo lo mucho que puede aportar a cada etapa de aprendizaje. Me gustaría contaros lo que he observado a través de la mente de unas alumnas, ¡unas niñas de ocho años!

Robótica

Los ozobot son pequeños acompañantes embutidos en un traje oscuro. Su función es la de guiarnos a través de un recorrido de tinta, generalmente negra.

 

También podemos usar otros colores: rojo, verde, azul

 

Dividimos la clase en grupos, cada uno se encarga de escribir una historia en particular. El desarrollo se contempla a lo largo de todo un documento DIN A3.

RobóticaRobótica

Los colores que emplean son esenciales durante todo el recorrido, ya que el robot actúa en consecuencia.

 

Una misma historia ya existente, como puede ser Caperucita Roja, es transformada según las necesidades y demandas de cada integrante del grupo.

Robótica

Aquí la diversión aumenta, ya que, si el ozobot se encuentra con el lobo feroz, rápidamente avanza en dirección contraria hasta quedar lejos de sus garras. En este sentido, tendremos que plasmar los colores adecuados para que el robot se desplace más rápido:

 

Si Caperucita se olvida de su cesta en casa de la abuela, tendrá que dar media vuelta para poder recuperarla:

Robótica

Los obstáculos que encuentran, son clave para que el personaje llegue por fin a la meta tan esperada. Cada una de las participantes aporta un nuevo episodio acorde a la temática. De esta forma, tendrán que estar de acuerdo y tener en consideración la opinión de las compañeras para elaborar su propia historia.

 

Para ello, tendrán que demostrar que su robot es capaz de sortear todos los obstáculos y seguir las instrucciones que le marcan los colores, estos son algunos ejemplos:

Robótica

Una vez hayan completado la narración, tendrán que explicar su aventura delante de todas sus compañeras. Tendrán que ir relatando el transcurso que realiza su ozobot, así como los diversos contratiempos que tiene que afrontar.

 

Si un personaje se pierde, siempre puede dar la vuelta y continuar por una ruta alternativa.

 

Gracias a ellas, descubro todo el potencial que conlleva dejarse llevar por la imaginación, una creatividad sin límites.

Robótica

Seamos humildes y dejémonos sorprender, las apariencias engañan.
Aún queda mucho por descubrir.

 

Juan Francisco Alonso
Maestro y PT de E. Primaria
Colegio Alborada

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *